Reciba las últimas noticias sobre temas interesantes con NewsHub. Instalar ahora.

Así murió El Kevin, tras matanza de militares en Culiacán

8 de marzo de 2017 02:43 PM
213 0

Se trata de Julio Óscar Ortiz Vega, quien fue liberado por un grupo armado durante la emboscada a militares en septiembre del año pasado

Navolato, Sinaloa.- a persona que fue abandonada envuelta en una lona afuera de un negocio durante la mañana del pasado domingo, en el municipio de Navolato, fue identificada como Julio Óscar Ortiz Vega, alias el Kevin, quien había sido rescatado por un grupo armado durante la emboscada a militares en septiembre del año pasado en esta ciudad.

Fuentes allegadas a la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) confirmaron que familiares de Ortiz Vega acudieron ante el representante del Ministerio Público para reclamar el cuerpo.

La información recabada revela que familiares del Kevin se presentaron la tarde del pasado lunes a las instalaciones del Servicio Médico Forense (Semefo), donde lograron reconocerlo. El cadáver presentaba huellas de tortura y heridas provocadas por proyectil de arma de fuego, además de que se encontraba en avanzado estado de descomposición.

Hasta el día de ayer el cadáver no había sido entregado a sus familiares porque aún faltaban practicarle las pruebas de ADN para confirmar oficialmente su identidad. El Kevin fue localizado por elementos policiacos envuelto en una lona publicitaria en la colonia La Primavera, cerca de las instalaciones del Ayuntamiento del municipio cañero.

Al momento del hallazgo, el Kevin no pudo ser identificado debido a que no portaba credenciales entre sus pertenencias.

Tras un enfrentamiento ocurrido en la zona serrana de Badiraguato, personal militar detuvo al Kevin, quien resultó con heridas de bala en distintas partes del cuerpo. Los mismos castrenses le brindaron los primeros auxilios, y tras estabilizarlo solicitaron el apoyo de una ambulancia para trasladarlo a un hospital.

El convoy de militares que brindaba seguridad a la ambulancia que trasladaba al Kevin, fue interceptado sobre la carretera México 15, a la altura del residencial Espacios Barcelona, ubicado a la salida norte de la ciudad. En ese sitio, un grupo de sujetos armados les salieron al paso en vehículos blindados y artillados, atacándolos por sorpresa.

Al verse superados por el número de delincuentes, en la emboscada murieron cinco militares y 10 más resultaron heridos.

Durante el ataque, varios vehículos donde viajaban los militares se incendiaron y las fachadas de algunas viviendas del residencial presentaron impactos de bala.

Ortiz Vega fue bajado de la ambulancia de Cruz Roja por sus mismos compañeros, y luego de subirlo a una camioneta huyeron del lugar. Desde ese momento, se desconocía el paradero del Kevin, quien era buscado por las fuerzas federales a lo largo y ancho del estado, sobre todo por Culiacán y sus alrededores.

La Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) días después presentó avances derivados de los cateos realizados en busca del Kevin y el grupo que logró liberarlo. En ese entonces, el comandante de la Novena Zona Militar, Rogelio Terán Contreras, informó en conferencia de prensa que fueron asegurados varios vehículos blindados, fusiles Barrett calibre 50 y granadas, además incautaron ranchos, animales exóticos y aparatos de comunicación en el poblado de Paredones, perteneciente a la sindicatura de Jesús María al norte de la ciudad.

Desde el día de la emboscada, los operativos se intensificaron en distintos puntos de la capital, pero sin lograr ubicar a Julio Óscar Ortiz, de quien se desconocía su paradero, hasta este domingo que fue encontrado ejecutado.

El pasado 18 de febrero, elementos de la Secretaría de Marina detuvieron a Francisco N, alias el Chimal, de 30 años de edad, durante un operativo en el fraccionamiento Acueducto.

Autoridades castrenses atribuyeron a esta persona la emboscada a militares donde murieron cinco elementos y el rescate de Julio Óscar Ortiz Vega, alias el Kevin.

Se trata de la persona quien la madrugada del 30 de septiembre había sido rescatada violentamente por un grupo fuertemente armado; en la emboscada fueron asesinados cinco elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y 10 más resultaron heridos.

Hasta el transcurso del día de hoy, el cuerpo no había sido entregado a sus familiares porque de acuerdo a fuentes consultadas, se necesitaba realizarle las pruebas de ADN.

El cuerpo de El Kevin, fue encontrado envuelto en una lona publicitaria en la colonia La Primavera del municipio cañero, cerca de las instalaciones del Ayuntamiento. Presentaba huellas de tortura, además de heridas provocadas por proyectil de arma de fuego. Asimismo, se indicó que fue arrastrado porque en algunas partes de su cuerpo no tenía piel.

La vez que fue rescatado, El Kevin era trasladado desde Badiraguato por personal que le había dado auxilio por heridas de balas que presentaba tras un enfrentamiento suscitado en la zona serrana. Al llegar a Culiacán, delincuentes armados abrieron fuego en contra del personal castrense; Julio Óscar fue bajado de una ambulancia de Cruz Roja y después se lo llevaron del lugar.

El grupo armado durante dichas acciones hizo arder varios vehículos de la Sedena; asimismo, varias viviendas de un fraccionamiento ubicado en esa zona fueron dañados por los proyectiles.

Desde ese momento se implementó un fuerte operativo militar en todo el estado, particularmente en Culiacán, donde se realizaron decenas de cateos; los primeros se efectuaron en el poblado de Paredones, en la sindicatura de Jesús María, donde se logró recuperar armamento, radios de comunicación, ranchos, animales exóticos y vehículos.

Uno de los militares que murió en la emboscada, fue quien atendía al presunto delincuente en un hospital de Badiraguato y durante el traslado a Culiacán los compañeros del "Kevin" los emboscaron y asesinaron.

Fuente: debate.com.mx

Compartir en las redes sociales:

Comentarios - 0